¿Quiénes me siguen?

Nuestra imaginación nos pertenece. ¡No a los plagios!

sábado, 31 de agosto de 2013

Noches Sin Luna

Es de noche y la luna es lo único que, junto con un par de farolas medio rotas, alumbra la calle. Apenas hay árboles en los aburridos jardines de los adosados, pero las ramas de los pocos que hay tiemblan por el frío de la noche de otoño y las hojas, rojizas y secas, se arremolinan en el suelo.
Unas pisadas, rápidas y seguida de otras, es lo único que perturba la tranquilidad de una urbanización en la que nunca sucede nada. una chica suspira y se para frente a una verja y, al instante, unos brazos masculinos le aferran la cintura y le dan media vuelta en el aire, hasta quedar cara a cara con el único chico al que ha querido. Siente el metal a su espalda cuando él la oprime, besándola con pasión con esa energía que solo él parece desbordar. Es entonces cuando ella le corresponde hasta que, exultante de felicidad, empieza a reír, abrazándole, deseosa de no soltarle nunca.
La alegría permanece hasta ver que su rostro se entristece y sabe el motivo de ello.
-El tiempo se nos acaba- Le dice su voz.
Ella asiente, sintiendo su alegría sustituida por el pesar.
-Quisiera que eso no tuviera que suceder...
El chico del que está enamorada mira a la luna y después vuelve a mirarla a ella.
-Volveremos a vernos, sabes que siempre lo hacemos.
Ella asiente.
-Todas las noches sin luna.
Y se despierta.
Aparta las sábanas en una cálida noche de verano, recordando el sueño, sus palabras. Volverá a verle, cuando haya otra noche como aquella, en un mes aproximadamente.
Como todas las noches sin luna.

miércoles, 28 de agosto de 2013

¡He regresado!

¡Buenos días a todos!
O buenas noches, porque estoy escribiendo esto bastante tarde, escoged vosotros el saludo que prefiráis.
Después de unos días de descanso que reconozco que necesitaba, ha llegado el momento de regresar al blog.
Vengo cargada con algunas historias nuevas y con muchas otras pensadas, así que espero poder ir publicando pronto, así como espero también que los relatos os emocionen y os gusten, que sintáis algo al leerlos.
Dentro de dos o tres días, podréis leer un nuevo relato, uno de fantasía y ensueño. Hasta entonces, ¿qué tal habéis pasado el verano? ¿Habéis leído mucho?
Estaré encantada de saber de vosotros.
¡Un beso!

viernes, 16 de agosto de 2013

¡Vacaciones!

¡Muy buenos días a todos!
¿Qué tal os está yendo el verano?
Como sabéis, hace un tiempo que no publico entradas y quiero explicároslo.
Hace un tiempo programé varias entradas, pero parece ser que calculé mal el número de ellas que iba a poner para que duraran hasta que regresara y, por eso, ahora ya no aparecen más. Realmente es una lástima, porque me voy ahora de vacaciones y quería dejaros algunos relatos ya que no voy a tener el ordenador para escribir más, pero no ha podido ser.
De todos modos, cuando vuelva podré dejaros nuevas historias, porque ya he pensado algunas y otras solo necesitan que las pase a ordenador.
Así que, durante estos días, siempre tenéis la oportunidad de descubrir alguna que no hayáis leído.
Aquí os dejo una de mis favoritas, tan solo tenéis que pinchar en el link para leer Obsesión
Espero que este relato os guste y que disfrutéis de las vacaciones que os queden por delante.
¡Un beso!


jueves, 1 de agosto de 2013

She Wolf.

Este verano me está sentando de maravilla, disfrutando del tiempo libre y escribiendo sin parar.
Aquí os dejo un relato muy salvaje.
¿Me decís qué os parece?

Mírala cómo camina, cómo se mueve, cómo busca entre la gente a su víctima esta noche. Enfundada en su mono de cuero negro y  subida a sus tacones kilómétricos, ondeando su esbelto cuerpo al ritmo de la música, fingiendo una tranquilidad absoluta que en realidad no siente. Vuelve a sentirse como lo hacía en el pasado, vulnerable y sin importancia, sin nadie que velara por ella.

Esta noche es su iniciación y no puede tener ayuda, cualquier paso en falso la conducirá irremediablemente al repudio de los suyos, a que la dejen fuera de la manada.

Eso es algo que no puede sucederle, nunca le ha sucedido a un lobo de su familia.